GENESIS DEL UNIVERSO

GENESIS 1

Por Corrado Malanga
 

En este artículo construimos una fuerte conexión entre la realidad de las experiencias de abducción y el mundo del mito. En particular, re-interpretamos la Kábala hebrea utilizando el fenómeno de las abducciones, que representan una moderna clave de lectura, descorriendo todos los velos que todavía no habían sido aclarados en los estudios de Louria.

Antes de leer este artículo se aconseja leer «Alienígenas o Demonios» y los artículos: «Física de las Abducciones», «El tiempo y su percepción», y «Simulaciones Mentales», para garantizar al lector una mejor comprensión de aquellos conceptos que no están aquí tratados.


INTRODUCCIÓN

Ha llegado el momento de dar algunas explicaciones sobre la génesis del Universo. En nuestros artículos precedentes, que describían el resultado de nuestras investigaciones sobre el problema de las abducciones y de las interferencias alienígenas en nuestro planeta, en el ámbito de las técnicas usadas por nosotros para desentrañar ciertas problemáticas, habíamos formulado una idea del cosmos, de los alienígenas, de la posición de los creadores, etc. Hoy somos capaces de dar una más detallada imagen del mapa del territorio.

Los datos obtenidos han sido recogidos utilizando, ya sea la técnica de hipnosis, con la cual se pone en contacto la parte anímica de los abducidos con su Consciente, sea los sistemas de simulación mental (Simbad y flash simulation, sobre los cuales hablaremos en otro artículo).

Los sistemas de simulación mental que nosotros adoptamos, no requieren la presencia de un operador externo, sino que también puede ser autoinducidos. Pero éste será el argumento de nuestro próximo trabajo.

En este momento es suficiente saber que hemos intentado utilizar abducidos liberados del fenómeno de abducción como visión a distancia, por así decirlo.

Sus capacidades, en este aspecto, se han demostrado extremadamente interesantes y nos han dado óptimos puntos de partida para intentar formular un organigrama sobre la entera creación humana. Pero la sorpresa final será increíble, aún para nosotros.

Vayamos por orden.

En términos sencillos: se le pide a la parte anímica, que es extraída del contexto de la tríada [Mente-Espíritu-Alma], que describa algunos eventos sobre la situación pasada, sobre la evolución, sobre los acontecimientos de nuestro planeta. Tales declaraciones no han sido siempre requeridas sino que, a veces, han surgido espontáneamente en sujetos, bien sea en nuestra presencia o sin ella.

Los sujetos tratados, en una primera fase de la experimentación, no estaban en contacto entre ellos, y sólo luego se les ha permitido que sus declaraciones fueran comparadas directamente.

El organigrama en 3D que proponemos es por lo tanto la representación de la creación del Universo, tal como ha sido descrita por la parte anímica de los sujetos. En este organigrama hemos aportado una importante corrección a las anteriores hipótesis con respecto a la posición de la figura del Hombre Primigenio (HP).

Por HP se entiende, en este trabajo, la expresión de la creación del primer hombre por parte del Primer Creador, uno de los dos creadores, producto de la Consciencia inicial.

Muchos, en los últimos tiempos, nos han pedido que aclaráramos la posición de este personaje, que a nosotros nos resultaba al principio de la investigación, un poco como nuestro buen padre y creador; pero que se rebelará, en cambio, un personaje decididamente poco recomendable.

Pero vayamos por orden y analicemos lo que acontece en el inicio, desde el momento en el que la creación se despierta.

CUADRO GENERAL

Hemos preparado, para describir el universo, un cuadro general que adjuntamos a continuación y que nos servirá como guía, como recorrido, paso a paso, para confrontar con nuestra descripción descrita de los eventos.


 
Este gráfico constituye la representación completa del universo como lo conocemos hoy a través de las declaraciones de las partes anímicas interrogadas por nosotros.

LA CONCIENCIA Y EL LIBRE ALBEDRÍO

Partimos desde arriba del gráfico y analizamos la esencia de la Conciencia, que nosotros hemos descrito como una fuente luminosa, en nuestro organigrama. La Conciencia existe desde siempre porque es eterna.

Pero «un día» (metafóricamente) o deberíamos decir «un instante perceptivo», la Conciencia se despierta y se enciende.

Toma, en ese instante, conciencia de sí misma (de ser, de existir) pero no sabe cómo está hecha (no tiene conciencia de sí).

El único modo para saber cómo está hecha sería reflejándose en un espejo, pero este espejo todavía no existe. Y por tanto la conciencia crea un espejo, que luego es la representación del universo virtual, como lo hemos descrito en anteriores trabajos. En este punto, la Conciencia decide que debe hacer experiencia de sí misma: debe saber, además, de verse dentro del espejo, conocerse, y rozarse, se podría decir. En ese instante, la Conciencia emana con su acto de voluntad, el deseo de hacer experiencia, y decide hacerla sin limitaciones. El pensar esto en este instante, produce la invención del dualismo.

La dualidad es la expresión fundamental de la idea de la elección. En otras palabras, si yo decido hacer experiencia, decido también que puedo elegir mi experiencia y en este contexto comprendo qué significado tiene la idea de elección vinculada a la responsabilidad de la elección misma. Así, el dar la oportunidad a la Conciencia de adquirir conciencia nos da también la posibilidad de no querer adquirirla.

En pocas palabras, la Conciencia no crea una vía donde viene establecido esto y se dice vé adelante, sino que crea un vía donde se sitúa a mitad de camino, y dice «vé, adelante o hacia atrás a su elección».

Este aspecto de la creación produce un efecto singular. En cualquier punto del universo, hay colocados estados donde puedes andar encima o abajo, a la derecha o a la izquierda, en lo alto o bajo, etcétera. Cada cosa que puedes hacer, tendrá un signo más (+) o un signo menos (-), y tú sabrás qué hacer. En ese instante, nace el libre albedrío.

LOS DOS CREADORES

La Conciencia es única, no dual y eterna. Ésta es, ha sido y será. Lo que cambia en la Conciencia por tanto, no es en sí misma, sino su conciencia de ser que se adquiere durante su experiencia de vida.

Esta experiencia debe ser efectuada por «algo» que en el fondo es su imagen virtual. Esta imagen creada por la conciencia misma, es evidentemente dual. Es así, por fuerza de las cosas, crea doscreadores, cada uno que pueda elegir qué hacer. Los dos creadores no podrán ser ni tres, ni uno sólo, son dos porque el universo fue creado sobre una base dual. Dos creadores podrán elegir dos caminos diferentes de evolución, y a través de ellos, y mediante sus emanaciones, la conciencia comprenderá quién es realmente, y como está hecha. ¿Por qué?: porque ES, ésta existe, ya lo ha entendido, iluminándose (acto inicial de la creación, acto inicial de la conciencia del ser).

EL PRIMER CREADOR Y «SU LINAJE»

Hemos querido indicar al primer creador y su linaje con la sigla C1 y lo hemos puesto inconscientemente, de forma ideal y arquetípicamente, a la derecha del observador.

Este primer creador elige crear a su vez un ser perfecto, mediante el cual, él mismo pueda hacer experiencias. A este ser lo indicamos con la sigla HP (UP) (Hombre Primigenio). Este HP tiene características primordiales muy precisas. En primer lugar, está provisto de parte anímica muy vinculada al propio ser, es casi una emanación de su creador, con el cual suele a veces confundirse. HP, pues, ha sido creado casi perfecto, respecto al primer creador. Es anímico, por lo tanto es inmortal también en el cuerpo, y es la representación deAdán del libro del Génesis.

Se podrá observar como en nuestra reconstrucción cada figura tiene un canon en los libros antiguos que narran la historia de los dioses, nó solo en la literatura hebrea, sino también en la de Babilonia, y por qué no, en la literatura sánscrita. Debemos, en este punto, abrir un paréntesis importante para poder comprender cómo en estos libros está escrita la realidad de las cosas. En efecto, estos textos no deben interpretarse a la carta como textos literalmente históricos, sino como textos en los que las historias contadas aparecen más propiamente como mitos: no leyendas, no historias cronológicas de acontecimientos ocurridos en ciertos períodos, sino mitos, es decir, símbolos arquetípicos de lo que es, existe y existirá.

¡EL HOMBRE PRIMIGENIO (HP) CREA A LOS ALIENÍGENAS!

HP es inmortal, y éste es incapaz de realizar en sí las experiencias de la muerte, necesita crear otros seres que hagan por él la experiencia de muerte.


 

HP representa «el Adán» que para crear como su creador, crea a su vez, cometiendo un pecado grave, que es el de la soberbia. En la tradición hebrea, este Adán se convertirá en un mortal, dado que come del árbol de la vida y la muerte, y será expulsado del paraíso terrestre. Este Adán no somos nosotros, y su expulsión «de forma ideal», está ocurriendo ahora. Hay que recordar que los antiguos textos sagrados deben interpretarse como ideales y simbólicos, es decir fuera del tiempo y del espacio, narran todo y no «el antes y después», como se cree hoy.

Y los extraterrestres aparecen aquí: los que hemos reconocido y quién sabe cuántos otros que nosotros no conocemos. Ellos no tienen ánima y son mortales. Hemos representado los alienígenas en nuestro organigrama con las figuras geométricas cerradas en un paralelepípedo de cristal que determina las fronteras de la totalidad de su existencia.



Los extraterrestres ven que su creador HP (Hombre Primigenio), (no confundirlo con el primer creador C1) es inmortal, tiene ánima, y proyectan convertirse como él. En ese instante, los extraterrestres creados por HP, que son creados a su semejanza, es decir, cometen el mismo error que HP, que ha hecho con respecto a su primer verdadero creador C1. «Similia similibus concreantur». En este instante, los extraterrestres, bajo el control de HP, su creador, tratarán de subvertir el orden de las cosas y de tomar el puesto de su creador. Para obtener este resultado, los extraterrestres necesitan convertirse en inmortales y poner en marcha el mismo plan de HP. Los extraterrestres planean robar la parte anímica al HP. HP, en ese momento, comprende que sus criaturas se revelan contra él, y se refugia en una zona del universo donde los extraterrestres no podrán entrar.

LA EXPERIENCIA DE LA MUERTE

En este punto, hay que aclarar el concepto de experiencia y entender por qué la creación ha tenido la necesidad de crear a dos creadores, y a su vez, como veremos, estos han tenido la necesidad de crear otros seres.

Hay que comprender cómo la Conciencia, siendo eterna, tiene a disposición todo, excepto una cosa, la muerte. Por tanto, tiene que hacerle frente a la conciencia de la experiencia de la muerte misma. La Conciencia no entiende lo que es comenzar y terminar, porque es eterna. Delega entonces a sus dos emanaciones, a los dos creadores, efectuar para ella tal experiencia.

Los dos creadores, una vez que se han dado cuenta de esto, se niegan a hacer esta experiencia, porque significaría su fin, y delegan a sus criaturas a hacer por ellos esta experiencia. En esta óptica, el primer creador C1, crea el HP con alma, y siendo anímico, comprende como alma que no hay eje del tiempo, y comprende que el secreto de la inmortalidad está en el ánima.

También HP se niega a efectuar la experiencia de fin de sí mismo, es decir, decide que no quiere abandonar su parte anímica. Existe un único modo para poder obtener este resultado: crear, a su vez, otros seres, los extraterrestres, que serán sede de la parte anímica de HP.

Los extraterrestres morirán, y HP recuperará su parte anímica, habiendo hecho de esta forma su experiencia, pero a expensas de otros. HP no muere, los extraterrestres son usados para hacer esta experiencia.

Pero algo en este plan sale mal. Los extraterrestres, que son las criaturas de HP, se rebelan al tener que ser tratados de esta manera. HP los hace de manera que ellos pierdan la parte anímica, porque es demasiado peligroso que ellos la tengan dentro de sí, y no quieran devolverla luego al legítimo propietario al final de la experiencia.

Algunos extraterrestres se ven privados de cuerpo, y su ánima se adjunta (el Lux), mientras otros sufren destrucciones y guerras, y HP, que orquesta todo desde arriba, se lleva a casa sus almas: el mito de la Torre de Babel.

En este momento las ánimas que han hecho experiencias diferentes, entienden que volver a HP quiere decir volver a una prisión virtual, donde el mismo HP manda, y donde no está permitido morir y hacer la experiencia necesaria para el ánima, que fue creada para esto. Ahora, ánima, al no morir, no puede escapar de HP, y efectuar una nueva experiencia.

LA ESTRATEGIA ALIENÍGENA

Los alienígenas han sido abandonados por su creador HP, pero no abandonan, y pondrán en marcha una nueva estrategia de supervivencia. Construyen al ser humano (nosotros). No a un hombre cualquiera, sino un hombre con un ADN capaz de presentar trampas para el ánima (recordemos que el ánima entrará sólo en oportunos cuerpos dotados de una secuencia de base cero negativo, y particularidades determinadas por el ADN, probablemente post mitocondrial, de la genética).

Un ADN que emula al de HP.

Los extraterrestres modificarán la estructura del Neanderthal hasta crear un Cromañón. Y esperan que el ánima cohabite dentro. Una vez que el ánima finaliza su experiencia en estos contenedores para ánimas, ellos raptan a los hombres con ánima y les utilizarán para todas las cosas que hemos descrito en anteriores trabajos, en espera de modificar su ADN para hacerlo bio-compatible con la parte anímica del hombre. En ese punto, el hombre será destruido, y la parte anímica deberá entrar por la fuerza en contenedores absolutamente alienígenas prestados bio-compatibles con su presencia. En ese punto, la estrategia alienígena prevé bloquear este flujo de ánima dentro de sus cuerpos, no permitiendo a la misma ánima salir. Al final, habremos obtenido un alienígena inmortal, como HP. Pero, ¿dónde encontrar las ánimas que entren en estos contenedores? Los extraterrestres saben que HP necesita hacer entrar sus ánimas dentro de contenedores que luego mueren, para recuperar el ánima, que, entretanto, ha adquirido conciencia de la muerte. Los extraterrestres esperan con paciencia, y HP empieza a utilizar los contenedores creados por los extraterrestres.

Entretanto, los extraterrestres empiezan a secuestrar a los humanos con ánima, en un intento de hacer trampa, aunque luego la parte anímica de nosotros retorna a su mismo creador HP. Nace, se propaga, una lucha por la vida y por la inmortalidad, entre HP y sus criaturas, y esta lucha pasa por otras criaturas ignorantes de todo: ¡los humanos!

EL SEGUNDO CREADOR

El segundo creador, entretanto, ha decidido recorrer una vía evolutiva diferente pero, al hacer esto, ha perdido su parte anímica, que no le ha querido seguir. Ahora, nosotros no sabemos cómo y por qué esto ha sucedido, pero por medio de los relatos de los abducidos, podemos deducir que el segundo creador se ha encontrado en una zona del universo comprometida, donde el ánima se negó a seguirlo. El segundo creador se encuentra en ununiverso bidimensional, al menos a nuestros ojos. Un universo en cierre, como lo describen las memorias alienígenas activas (MAA) de los mismos abducidos, donde no existe color, ni cuerpo.

Por un lado, tenemos un segundo creador, sin ánima y sin cuerpo, con una parte anímica de regreso a este universo, sin contenedores que poder utilizar.

Pero cuando el alma del segundo creador ve la creación de los extraterrestres (los humanos), intenta entrar en esos contenedores, que estaban preparados para albergar el ánima resultante de HP. Para los extraterrestres, una suerte inesperada.

Lo que ha hecho el segundo creador no está claro, pero sus intentos de volver a nuestra parte del universo han fracasado, porque aquí se vuelve sólo si se tiene ánima, porque, de lo contrario, se ven obligados a estancarse. Una figura que se representa en las Sagradas Escrituras, es el infierno, donde el diablo y sus criaturas (los demonios) han sido marginados. Y, una vez más, nos encontrábamos describiendo algo que había sido descrito arquetípicamente en los textos sagrados de una cierta cultura, como, por ejemplo, la hebrea.


El segundo creador, en el esquema indicado como C2, efectúa, también él, una más miserable creación, y crea aquellos alienígenas sin cuerpo que tenemos muchas veces descritos, y en particular, los que están condenados a tener un cuerpo artificial simulado, para poder interactuar con nuestra realidad, usando, como director, una marioneta que es la representación del alienígena de aspecto nórdico, alto, cabello blanco, con seis dedos en las manos, vestido de blanco, con un medallón en el cuello, caracterizado por la simbología del doble triángulo derrocado.


 

Otro alienígena de este tipo es identificado con la sigla Ra (en memoria de los dioses egipcios), que usa como cuerpo, el cuerpo de un alienígena que parece un ave muy alta, caracterizada por un pico en lugar de la nariz, y una barbilla larga, y también un hipotético tercer ojo en el centro de la frente. En realidad no sabemos a ciencia cierta qué es este tercer ojo, pero así lo describen los abducidos, que recuerdan a esta ave antropomorfa de cuatro metros de alto, apróximadamente (identificada por nosotros con el nombre deHorus).

También el segundo creador usa a sus criaturas para recuperar la parte anímica que ha perdido. Estos alienígenas incorpóreos, intentan permanecer en vida, utilizando la parte anímica de nuestros abducidos, como se describe en otros artículos anteriores a este.

Su objetivo era construir un cuerpo o utilizar otro para pasar a esta parte del universo (cosa que aparentemente se puede hacer, sólo si se posee una tercera dimensionalidad). En este punto, el Alien sin cuerpo que ha encontrado uno, utiliza la parte anímica y trata de «instalarse». Su objetivo final es pasar a esta parte, como decíamos, para luego volver a la Conciencia, de donde el primer creador emana. En definitiva, también él quiere salvarse en primer lugar, luego vivir, y no morir físicamente.

LA POSICIÓN DEL SER HUMANO

El ser humano, se encuentra en una situación bastante complicada. Por una parte es el producto del segundo creador. Por otro lado, los alienígenas incorpóreos vienen a tomar su parte anímica, en un intento de utilizarla, alegando que una vez era suya, y ahora la desean.

Luego están los alienígenas, que son creados por HP, creado a su vez por el primer creador, que quieren abducir al hombre para tomar el ánima, vivir indefinidamente y suprimir la humanidad para siempre.

Para sostener esta posición, están las partes anímicas de los abducidos, que en hipnosis regresiva, describían este tipo de universo. Las declaraciones de ánima se añadieron a las declaraciones forzadas de los alienígenas sin cuerpo, que parasitaban a nuestros abducidos, y que logramos hacer interactuar.

Estos pseudo demonios se manifestaban frecuentemente de manera flagrante, transformando nuestras sesiones de hipnosis en verdaderas sesiones de exorcismo puro. Luego están también las declaraciones de los distintos Lux, los parásitos luminosos sin cuerpo, que apoyaban el mismo marco operativo, y luego están los testimonios de MAA o memorias alienígenas activas, que daban, una vez más, la descripción de las piezas que faltan en este escenario.

LOS ERRORES COMETIDOS

Era evidente que en las descripciones que habíamos hecho anteriormente de este fenómeno, tuvimos un par de errores importantes que debíamos corregir. El primer error fue creer que el primer creador C1, hubiera sido creado antes de los extraterrestres, y luego HP, como producto, por el contrario de los extraterrestres, lo habían creado con ánima. Pero las cosas no habían sido así. En efecto HP había sido creado inmediatamente (de hecho la Biblia, curiosamente, sostiene que la primera creación fue realizada sin pasar por un evolucionismo, que sí afecta, sólo en parte, y sólo «al hombre segundo», es decir nosotros).

Esto debería ser de cualquier modo verificado.

La verificación no tardó en efectuarse, haciendo recordar a los sujetos en hipnosis profunda, la estructura física del primer contenedor en el que se habían encarnado. Sólo algunos decían haber entrado dentro de una especie de simio primigenio, mientras otros veían un ser muy alto grande, en definitiva un gigante, hubiéramos dicho nosotros, viéndolo directamente.

Nuevas confirmaciones de esta cuestión fueron obtenidas, trabajando con los abducidos que estaban ya liberados del problema abductivo. Ellos, trabajando con las técnicas de simulación mental, tales como el Simbad o la flash simulation (de la que hablaremos en otra parte) obtenían preguntando de su parte anímica, directamente interrogándola, las mismas idénticas descripciones.

El Hombre Primigenio (HP) había creado a los extraterrestres, y los extraterrestres habían construido al hombre segundo, es decir a nosotros.

El segundo error que habíamos hecho, era pensar que dentro del cuerpo del abducido, sólo estaba la parte anímica escapada al segundo creador C2 y, por el contrario, encontrábamos también parte anímica que derivaba del Hombre Primigenio que procedía del primer creador es decir C1.

Una hipótesis de trabajo estaba vinculada a una serie de hipnosis que habíamos efectuado hace años, donde se discierne la posibilidad de que HP hubiera puesto en el cuerpo de algún humano algunas ánimas que él mismo seguía para verificar, como un «caballo de Troya», lo que sus criaturas, es decir, los extraterrestres, estaban tramando a sus espaldas para prenderle la parte anímica.

Nosotros, en efecto, pensábamos que si los extraterrestres hubieran llegado a obtener de algún modo permanentemente la parte anímica, los hombres, antes o después, habrían llegado a perseguir al Hombre Primigenio por todo el universo en un intento de tomar también la parte anímica del creador, logrando así vivir eternamente.

Por lo tanto, pensábamos que el Hombre Primigenio sabia de las abducciones; de cualquier forma, a través de los extraterrestres, quería poner al humano en estado de alerta, y a veces, le daba un poco de ayuda, para evitar caer en manos de los propios extraterrestres. En este contexto, sosteníamos que nadie te ayuda, porque quien te quiere realmente ayudar, sabe que el proceso de adquisición de conciencia, es un proceso personal, que no debe ser interferido. En otras palabras, «los extraterrestres buenos no existen, o si existen no pueden hacer nada para salvarte, porque tú debes salvarte por tí solo, y adquirir experiencia por tí solo». En esta óptica, estaba claro que el sostener que los crop circle fueron construidos por HP, nos hacía entender como ayuda que debemos mirar en nuestro ADN, el árbol de la vida eterna, para entender algo de todo lo que nos habría sucedido con los extraterrestres, y por otra parte lo hacía porque salvando al hombre, se salva a si mismo.

Pero hubo algo que no regresó. En efecto, si todo hubiera sido así, habríamos tenido que encontrar, en los abducidos, casi todas partes anímicas derivadas del segundo creador y sólo unas pocas partes anímicas derivadas del primer creador y, es decir, de HP. En cambio, las cosas no estaban así, porque el número de partes anímicas que procedían de HP, es decir, que recordaron haber tenido su contenedor al comienzo del tiempo, eran al menos el cincuenta por ciento. Demasiadas para ser consideradas simplemente los caballos de Troya.

Por otro lado, trabajando con cientos de casos, nos habíamos dado cuenta de que los sujetos liberados de la invasividad de los alienígenas, y que salían del problema utilizando nuestras técnicas, tanto con las hipnosis como con las simulaciones mentales, se comportaban de dos maneras diferentes y venían a constituir dos grupos bien caracterizados. Analizando estos dos grupos con mayor circunspección, notamos cómo los abducidos que poseían ánima del segundo creador salían del problema, y no tenían ningún tipo de recrudecimiento. Por el contrario, todos los demás aducidos con ánima del primer creador, todavía eran atacados. Además, estos abducidos eran capaces de defenderse de los ataques de los extraterrestres, pero estos buscaban igualmente recuperar el contenedor, y su parte anímica. Además, notamos que durante los ejercicios de Simbad que nosotros hacíamos efectuar a estos abducidos, la habitación del Simbad quedaba vacía, lo que significa que los extraterrestres habían sido eliminados, pero dentro de ese dominio virtual figuraba un hombre alto, grande, poderoso, a veces con una barba blanca, que a veces parecía un hombre gigante, como si estuviera hecho de piedra.



Este ser, o estaba en silencio, o se expresaba hacia la parte anímica de manera afectiva. La parte anímica, al comienzo, consideraba esta figura virtual una especie de padre, o incluso un dueño, o un creador. A la larga, las partes anímicas en cuestión empezaban a notar que esta figura desempeñaba un papel fuerte de control y de coacción. Esta figura, que además los abducidos reconocían enseguida como la figura del Hombre Primigenio (HP), quería convencer a los abducidos de hacerse raptar por los extraterrestres, y quería convencer a las partes anímicas a volver con él (volver a casa), al final de su experiencia en este mundo.

Algo debía ser revisado a la luz de los nuevos acontecimientos.

Así, colocamos juntos una especie de equipo anti HP, un grupos de abducidos liberados, parte en contacto entre sí, y parte sin conocimiento de formar parte de un equipo, con la tarea de entender cuál era el verdadero papel del Hombre Primigenio en toda esta historia. Apoyamos algunas conversaciones con este sujeto por medio de algunos abducidos.

En un cierto punto de nuestra investigación, de hecho, fue HP quien pidió una conversación con nosotros, y esto ocurrió simultáneamente dentro de las 24 horas, con dos casos de abducidos, que no se conocían entre sí, y que no estaban en contacto.

LA HIPNOSIS CON EL HOMBRE PRIMIGENIO (HP)

Durante estas hipnosis, HP sostiene que debe por fuerza eliminar a los seres humanos, porque ellos son contenedores de almas, y HP tiene miedo de que si los extraterrestres llegan a tenerlas definitivamente, luego ellos irán por él.

HP sostiene que esto ya ha ocurrido otras veces. HP sostiene que fue necesario eliminar a la humanidad, porque los extraterrestres se habían acercado demasiado a la solución de sus problemas, y el Hombre Primigenio no podía permitirlo. En el discurso de HP, había puntos débiles. ¿Por qué eliminar al hombre? ¿Por qué que no eliminar directamente a los extraterrestres? HP dice que tiene miedo de los extraterrestres, y que no sabe hacer la guerra. HP sostiene que no se puede hacer nada. Admite que ésta no es una solución, porque todas las veces que se provoca una destrucción, por la cual la humanidad queda prácticamente destruida, los extraterrestres se acercan más a HP y, tarde o temprano, este sistema no funcionará más; pero HP reconoce no tener otras soluciones disponibles por ahora.

En este punto, las partes anímicas se rebelan contra el inevitable discurso de HP, y empiezan a adoptar una actitud hostil frente a él.

HP acaba de hacerse el buen padre, y empieza a presentarse como el dueño que ya ha decidido eliminar a la humanidad.

En los días posteriores a estas hipnosis, HP intenta invasivamente abducir a nuestros abducidos liberados, llevándolo hacia él. HP prueba amenazar a los abducidos, y utiliza también una particular tecnología para introducir un microchip «en racimo», que parece aplicarse dentro del cerebro, y en particular sobre el hemisferio derecho, luego el izquierdo, y vinculando estos dos con un tercer elemento.

HP no era en absoluto la figura que quería ayudar a la humanidad. HP quería alguna otra cosa.

En el interior del Simbad, no se conseguía eliminar esta figura con las técnicas que se utilizan normalmente contra los extraterrestres. Los sueños de los abducidos mostraban arquetípicamente, siempre figuras de HP bueno que quiere la parte anímica que quiere proteger y que debe volver a él, «el padre».

El enlace con HP a nivel hipnótico parecía venir, porque HP estaba en el interior del abducido mismo como si HP fuera el enésimo parásito alienígena a vencer. No parecía haber una comunicación directa con él, sino algo más. Antes de encontrar una solución, debíamos entender por qué esto ocurría, y qué era en realidad lo quería HP. Luego, la solución se consiguió por sí sola. Bastaba pensarlo a fondo, porque veíamos, bajo los ojos, todos los elementos para entenderlo. Bastaba conectarlos juntos.

EL HOMBRE PRIMIGENIO (HP) Y SU ERROR

Cuando el primer creador C1 creó HP, lo hizo para hacer experiencia a través de él. Para evitar morir, crea un Hombre Primigenio con ánima, porque quería «hacerlo» morir.

La experiencia de la muerte, en efecto, era la única experiencia que ánima debe hacer, mediante un cuerpo físico. Anima no sabe qué es la muerte, y su tarea es vivir y luego morir en el interior de un cuerpo físico. Anima así, siendo inmortal, comprenderá qué quiere decir empezar y terminar, dos conceptos que le son totalmente ajenos. Eso servirá al creador para entender qué significa no ser eterno. Como la Conciencia ha creado los dos creadores para hacer la experiencia de la muerte, estos delegan a otros a hacerla, y en este particular momento, el primer creador delega en HP para hacer la experiencia por él. Pero HP decide convertirse en inmortal y se niega a hacer esta experiencia. HP comete «el pecado», de algún modo, hacia su propio creador. Un pecado de soberbia, donde él quiere ser como su dios. HP es inmortal. Él mismo nos dice que tiene un sólo contenedor que existe en el pasado, en el presente, y en el futuro. HP decide usar a las criaturas construidas por los extraterrestres para efectuar la experiencia de la muerte. Tal experiencia, que no ha logrado obtener utilizando directamente a los alienígenas, sus criaturas, quiere aplicarla, utilizando a los humanos.

En otras palabras HP obliga a sus partes anímicas a entrar y vivir en los humanos, hacer la experiencia de la muerte, para luego extraer a la fuerza la parte anímica, y tenerla para siempre. Nosotros estaríamos obligados a morir, porque HP quiere vivir para siempre.

HP usa la mano de obra alienígena para obtener este resultado; por un lado, ha prometido a los extraterrestres, sus criaturas, la recompensa anímica (el ánima del segundo creador), pero en realidad les agravará al final del juego, porque el alienígena no se ha percatado que está trabajando para un dueño mentiroso, que lo hace sólo por su interés. El estúpido alienígena, hace el trabajo sucio para HP.

Ahora comprendemos la realidad de las cosas. HP no tiene miedo de los extraterrestres, pero los utiliza para su proyecto final. El alienígena, sólo en parte, está al tanto de este proyecto. Seguramente no estaba al corriente ese parásito luminoso perteneciente al grupo de Lux, que interrogamos hace mucho tiempo, a que prosperara, casi en broma, y sólo para que nos hubiera dicho que las jerarquías superiores para las que trabajaba, en realidad lo habrían usado. El Lux estuvo en silencio, y luego confesó que no había pensado en esta hipótesis. Ahora habíamos entendido por fin quienes eran las jerarquías superiores a las que los extraterrestres hacían referencia.

LAS JERARQUÍAS SUPERIORES SON EL HOMBRE PRIMIGENIO (HP)

El HP no quiere ayudar al hombre a salvarse de los extraterrestres, porque sabe bien que si el hombre vence sobre los extraterrestres, el hombre representaría el futuro del universo. En efecto, el hombre tiene respeto por su ánima, que luego es también la de HP, y ha aceptado hace tiempo la idea de morir, y no desea atrapar la propia ánima. El hombre sabe que no existe la muerte, sino del cuerpo físico; además, es totalmente falso, virtual, no vivo, no referir una conciencia. 

Restringir a la parte anímica a ser bloqueada dentro del propio contenedor, quiere decir bloquear la conciencia, congelar el universo. El hombre es el futuro del universo: no HP.

Por otra parte, HP no quiere que los extraterrestres ganen y nos roben el ánima, porque pasarían a ser como su creador y, sobre todo, ocuparían su ánima, porque dentro de nosotros está también el ánima de HP, además de la del segundo creador.

Ahora no debe vencer el hombre, ni menos el alienígena y, mientras los dos luchan, HP disfruta. El hombre, así construido, sirve de trampa del ánima. Las ánimas de HP dentro del hombre, a espaldas de los extraterrestres que, en un primer momento, habrían creído que, dentro del hombre, transita sólo el ánima del segundo Creador.

Luego, HP habría tomado todo, destruido al hombre y al alienígena, convirtiéndose en su creador. Obviamente, HP habla al hombre mal de los extraterrestres, y a los extraterrestres, mal del hombre. Ahora todo tornaba también con las declaraciones obtenidas de la parte anímica, que recordaron qué HP lo había estado engañando, haciéndole creer que HP era el creador, y en esta parte del universo, dentro de contenedores, en los cuales ánima, a menudo, no quiere estar en lo absoluto.

Cuando ánima entiende esto, su rabia pasa a ser incontenible, y en este punto, comienza la última batalla. La batalla en la que ánima trata de revelarse ante el fuerte vínculo con HP. Pero a esta batalla volveremos enseguida.



En este punto, la creación parecía ser un total fracaso. El segundo creador había perdido su ánima, y quizá también, había de perder la parte anímica, porque ésta había huído, para no dejarse atrapar. Por el contrario, al primer creador le había ido mejor, había logrado crear al HP, y éste había hecho todo el resto. Un desastre.

LA RECONSTRUCCIÓN DE LA PROTO-REALIDAD

Ahora podemos re-observar nuestra reconstrucción y comprender a fondo todo, y pasar a describir lo anterior.



Había cambiado el mapa del territorio, y el mismo esquema propuesto antes, nos parece ahora otra cosa.

Pues bien, como queríamos nosotros sostener que, en el mito y no en la historia, está escrito todo: todo aquello que ocurrió, por el simple motivo que en el mito, el hombre describe inconscientemente, leyendo la rejilla holográfica, lo que existe del eterno presente la realidad holográfica, que hemos tenido oportunidad de describir en otra sede, habíamos intentado, en el mito mismo, trazar este esquema de acontecimientos.

Habíamos empezado a acercarnos al mito de la creación. En el fondo, los mitos de creación son todos iguales, pero nos acusaban especialmente los mitos de las grandes civilizaciones, a partir de los griegos, pasando por el mundo hebreo, saltando a la Mesopotamia y Babilonia, y acabando en el valle del Indo.

En este punto, debemos dar una información adicional que habíamos tenido por muchos abducidos, liberados o no. En muchos de estos casos, la parte anímica de estos sujetos hablaba, mediante el fenómeno de la xenoglosia, una lengua particular. Esta lengua era el hebreo. Nosotros no comprendíamos, pero debíamos intentar dar una explicación a este particular.

Habían abducidos que, inconscientemente, escribían en hebreo, sin haberlo estudiado nunca. No eran personas que escribían caracteres similares, sino iguales a lenguas de protocolo cananeo, como el más importante arameo. Esto nos hizo poner la atención sobre los libros sagrados de la religión hebrea, y a ese punto tenemos la idea de reconocer en la figura de HP, la figura del mitológico Adam Kadmon de la cual la Torah habla.

 

******************************************************************************


LA SAGA CONTINUA...

Si esto te interesò no te pierdas la parte 2 y 3 y Conciencia. Descargalas en los enlaces de abajo:

GENESIS 2: 
https://onedrive.live.com/redir?resid=78806F093AF7774B%21112

GENESIS 3: 
https://onedrive.live.com/redir?resid=78806F093AF7774B%21113

CONCIENCIA: 
https://onedrive.live.com/redir?resid=78806F093AF7774B%21118

Publicidad
 
 
Hoy habia 14 visitantes (27 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=